LO QUE SIEMPRE QUISISTE SABER SOBRE CAPITALISMO Y SOCIALISMO … y que nunca nadie te supo explicar.

Sobre el CAPITALISMO debes saber algo muy importante: es el sistema político más eficiente para producir riqueza, es en palabras sencillas una máquina de producir billete, sino lo crees verifica entonces la situación de los países más capitalistas del mundo como USA, Alemania, Suiza, Francia, Korea o Japón y quienes obviamente ostentan los primeros puestos en calidad de vida del planeta.

El SOCIALISMO (o comunismo, llámalo como quieras, a Fidel le da igual): el socialismo es realmente maravilloso, es de personas cultas, espiritualmente desarrolladas y humanamente avanzadas. De hecho en mi opinión personal no hay nada más socialista que un verdadero cristiano, Cristo fue el primer socialista del planeta. El socialismo además es conciencia ecológica, consideración con el prójimo, solidaridad, igualdad de oportunidades e inclusión. Pero, tenemos que tener algo bien claro, los SOCIALISTAS no tienen ni la más mínima idea (N.P.I.) de cómo producir riqueza.

Para continuar en mi onda cristiana y socialista se los explicaré en forma de parábola; el SOCIALISMO es como ese hermano medio hippie, músico, artista, bohemio, ecologista, solidario, así super pana y que siempre anda pelando bolas. El CAPITALISMO en cambio, es como ese hermano arrechísimo, economista, súper nerd, inteligente, ñoño, que estudio en la Católica o la Metro, hizo el post-grado en Hardvard, le va súper bien, gana en dólares, pero es un ambicioso, echón, egoísta y más agarrao que una vieja en parapente.

Bien, ahora que lograste conectarte con la epísteme del asunto, te contaré sobre el primer hecho que de facto configura la dinámica económica mundial y su estructura geopolítica.

Ambos sistemas políticos son dos caras de una misma moneda. Sucede entonces, que la China comunista es y ha sido por mucho, el principal socio comercial de Los Estados Unidos: el país más capitalista del mundo.

La china socialista y antidemocrática, donde no hay libertad de expresión, libertad política, ni separación de poderes, ni elecciones libres; es el país en donde los Estados Unidos fabrica casi todo lo que sus empresarios liberales se les ocurre inventar; desde los exclusivos Iphone, hasta el 90 por ciento de la basura que venden en Walmart y cualquier juguetico de Mc Donalds. Todo esto sin contar otros aspectos macroeconómicos y que si les interesa pueden profundizar como: dumping social, ambiental etc.,

No hay CAPITALISMO sin SOCIALISMO y viceversa, ambos sistemas son inviables e insostenibles por si solos y ambos funcionado juntos, sustentan mal que bien la sociedad y la economía moderna.

Conectándonos otra vez con lo local; acá en nuestra amada VENEZUELA no ha habido nunca un capitalismo real, porque para que haya capitalismo como en Alemania o Francia, debe existir un sólido TEJIDO INDUSTRIAL y eso es algo que no tenemos ni hemos tenido nunca, tampoco ha habido un socialismo real, porque en ese caso como en Cuba, China o Korea de Norte, el Estado ejerce un ferro control sobre “el capital” cosa que en Venezuela tampoco existe ni ha existido nunca. Y por favor no confundan políticas sociales (como las misiones) con SOCIALISMO porque son dos cosas distintas.

Nosotros en VENEZUELA lo único que hemos tenido y experimentado durante nuestra historia republicana, son las diferentes formas de repartir la renta. Una renta que por cierto hoy en día se produce con el mínimo de esfuerzo.

Y no me vengan ahora con que el gran aporte suyo de ustedes, porque eso es paja, para producir toda la renta petrolera del país con unas 400,000 personas basta, el resto de la población lo que hace es vegetar dentro de una economía hueca y sin sentido y sobre la cual cada venezolano reclama “derechos y privilegios” A esto que tenemos en Venezuela, desde ayer hoy y siempre se le llama: RENTISMO PETROLERO y somos el único país del hemisferio en tal situación.

Ahora bien, la gran pregunta que te debes estar haciendo, es qué hacemos los venezolanos entrampados en esta polarización inducida, ¿no te haz puesto a pensar que la única vaina que les pudiera estar interesando a estos políticos mafiosos, sus lacayos empresarios y sus comunicadores sociales es mantenerse, disputarse o en último caso; alternarse en el poder?

¿No te haz puesto a pensar que VENEZUELA, podría tener todas las posibilidades de desarrollar su propio modelo político social, aprovechando su inmensa cantidad de recursos naturales y propiciando un nuevo modelo de sociedad; no sólo más justa, honesta e inclusiva, sino además productiva y sustentable?

¿No crees que los venezolanos deberíamos despertar de este letargo matrixiano y asumir un compromiso, no sólo con nosotros mismos sino con la humanidad entera? ¿Hay acaso algo que nos lo impida?

Despierta tu conciencia, para que sin dogmas, sin promesas y sin caernos a mojones mentales podamos asumir una nueva VENEZOLANIDAD.

Comparte esta publicación en tu muro y difunde, invita a otros, porque necesitamos tejer una red social de venezolanos que sean capaces de entender estos planteamientos, que sean capaces de entender que para cambiar al país debemos cambiarnos a nosotros mismos primero y que unidos y apartándonos del VIL EGOÍSMO podemos influir políticamente a favor de una VENEZUELA en donde lo que prive sea la ley respetando la VIRTUD Y HONOR.

Publicado por Luis Zeppenfeldt H. en Facebook

One Response to "LO QUE SIEMPRE QUISISTE SABER SOBRE CAPITALISMO Y SOCIALISMO … y que nunca nadie te supo explicar."

  1. Antonio Rossell   21 agosto, 2015 at 1:59 pm

    “. . . para cambiar al país debemos cambiarnos a nosotros mismos primero y que unidos y apartándonos del VIL EGOÍSMO. . .” así como también la VIL CODICIA, LA VIL IRA, LA VIL GULA (“quiero mas”) ¡menudo desembarazo! La receta de Nicolás Maquiavelo de hace 500 años, aún vigente aplicada por los gobernantes actuales, está basada en estas debilidades y pasiones humanas por lo tanto seguirá en uso mientras ecce homo no se aparte de ellas y su meta sea la búsqueda del poder por el poder
    En el juego político se exponen y defienden doctrinas, por ejemplo entre el productivo Capitalismo y el Utópico Socialismo, se plantean posiciones estratégicas entre aliados y adversarios.
    En la realidad: los políticos “enamoran” a los románticos por una ideología con palabras que estos quieren oír, cuando en realidad los políticos de oficio no tienen ni aliados ni adversarios, solo tienen intereses.
    Por eso es que en la política no puede haber enamoramientos apasionados, ni enemigos acérrimos, porque según el interés ó la búsqueda del poder, un copartidario puede convertirse en un feroz contrincante y un adversario puede cambiarse en un conveniente aliado.
    Alguien escribió: “El hombre que pone el corazón en lo que hace, consigue soluciones donde los perezosos e indolentes se dan por vencidos” es cierto, sin embargo además del corazón debe ser racionalmente optimista o cauto, si no es así, se convierte en un apasionado sin medida, un fanático, un tonto útil, un defensor de los privilegios de la elite en el poder, fácil presa de los manipuladores mediáticos del orden establecido o de los otros que aspiran a los mismos privilegios en nombre de un orden distinto.
    Estas líneas dejan entrever del que escribe, una especie de desesperanza en el humano, pero disminuye cuando en la calle, en las instituciones me encuentro con algunos ejemplos de respeto al derecho ajeno, y me digo todavía hay esperanza, es necesario tener conciencia que ninguno está por encima de otro, indistintamente de las circunstancias sociales que tengamos.
    Antonio Rossell Reyes

    Responder

Leave a Reply

Your email address will not be published.